Skip navigation.

M.I. Colegio de Abogados de PamplonaM.I. Colegio de Abogados de Pamplona
M.I. Ilustre colegio de abogados de pamplona
Derecho penitenciario
Bibliografía Centros penitenciarios Enlaces
La WebPresentaciónNormativaJurisprudenciaOrganismos internacionalesDoctrinaEncuentrosNoticias
Derecho Penitenciario > Noticias

Noticias

30 años después, Iruña reconoce al movimiento insumiso dando nombre al parque de la prisión

29 de septiembre de 2018

Se colocará un monolito como homenaje a los 600 jóvenes que fueron encarcelados en los 90 por sus convicciones antimilitaristas

DIARIO DE NOTICIAS (KEPA GARCÍA. PATXI CASCANTE).-

PAMPLONA- El solar que ocupó hasta 2012 la cárcel en Pamplona pasará a denominarse Parque de la Insumisión como homenaje a los ciudadanos que a principios de los 90 protagonizaron un histórico movimiento pacifista en contra del servicio militar obligatorio, que llevó a 1.200 navarros ante los tribunales civiles y militares y entorno a 600 de ellos a prisión, con penas superiores a 2 años e inhabilitaciones.

Aparcando por un día las diferencias que provocaron en julio la ruptura del cuatripartito, representantes de EH Bildu, Geroa Bai, Aranzadi e I-E comparecieron ayer en rueda de prensa junto al alcalde Joseba Asiron para dar a conocer los detalles de la iniciativa. Será presentada en el Pleno de este jueves, junto a la convocatoria de un acto institucional del Ayuntamiento el 6 de octubre.

El alcalde enmarcó la propuesta en el reconocimiento pendiente de Pamplona a aquellos jóvenes que protagonizaron una protesta no violenta contra el militarismo, que calificó de “ejemplarizante”. Cabe recordar que el movimiento de desobediencia a la mili fue especialmente activo en Navarra y la CAV, donde se concentraban la mitad de los insumisos del Estado. “La insumisión sacudió la vida política y social, convirtiéndose en la protesta pacífica más importante de los años 90. Las instituciones navarras tienen una deuda pendiente con aquellos jóvenes y la aportación histórica del movimiento insumiso”, comentó ayer el alcalde.

La elección del espacio de la antigua prisión no ha sido casual, teniendo en cuenta que allí estuvieron encarcelados la mayoría de los insumisos de Navarra y “las víctimas de la represión franquista, que sufrieron en esta cárcel represión, humillación, tortura, ejecuciones, falsas puestas en libertad y un sinfín de vulneración de derechos”, explicó el alcalde. En la línea del reconocimiento y la memoria histórica, Asiron comentó que están realizando las gestiones necesarias para reconstruir la puerta de la antigua cárcel con las piedras originales, tras una petición en este sentido formulada por el colectivo Affna-36,

MÁS APOYOSEl texto de la declaración, que ayer fue presentada en la Junta de Portavoces, recoge la colocación de un monolito “en reconocimiento a la lucha llevada cabo por los insumisos presos y todas aquellas mujeres y hombres que participaron en el movimiento antimilitarista”, respalda dar el nombre de Parque de la Insumisión al solar sobre el que se situaba la prisión e igualmente propone colocar un panel explicativo.

La propuesta ha sido suscrita por los 4 grupos municipales y será presentada de forma abierta para que el resto de formaciones puedan sumarse. Su contenido ha sido consensuado con los principales movimientos que representan al colectivo de personas que conformaron el movimiento insumiso al servicio militar obligatorio.

En el acto institucional de reconocimiento del 6 de octubre se colocará un monolito realizado por el artista y cantero pamplonés Pello Iraizoz. El objetivo de este monolito será “el de recordar a las generaciones futuras el carácter ejemplarizante de aquel movimiento el liderazgo de la juventud navarra en una protesta que acabó con el servicio militar obligatorio”, según el alcalde.

INTERVENCIONESEn el turno de intervenciones, el concejal de EH Bildu Joxe Abaurrea consideró que “esta sociedad tenia una deuda que las instituciones hasta este momento no querían saldar”. Destacó que ha habido que esperar a que en el Consistorio “hubiera una representación municipal que impulsara el reconocimiento de que aquello era un enorme movimiento y un gesto de enorme generosidad” que “sacudió la sociedad y trasladó esa situación al conjunto de Europa y traspasó fronteras”.

Por su parte, la representante de Geroa Bai Itziar Gómez resaltó que la insumisión y la objeción de conciencia “fueron movimientos plurales que debemos recordar y reconocer para seguir impulsando una cultura de paz y de convivencia que nos haga más fuertes como sociedad”.

El edil de Aranzadi Manuel Millera recalcó que la insumisión fue “una gran victoria de los movimientos sociales” y que Navarra “fue punta de lanza”. Comentó que igual que aquella desobediencia obligó a replantear algunos elementos básicos del Estado, “hoy en día otras prácticas de desobediencia civil han seguido la estela de la insumisión poniendo patas arriba el sistema”.

Finalmente, la representante de I-E Edurne Eguino dijo que la insumisión “ha sido uno de los movimientos sociales más importantes y con mejores valores humanos de los vividos en Navarra en el periodo democrático”. Eguino tuvo un recuerdo para los “jóvenes que prefirieron ser fieles a su conciencia pacifista y antimilitarista antes que colaborar con el militarismo aun a costa de sufrir detenciones, represión y largos periodos de cárcel”.

 

© M. I. Colegio de Abogados de Pamplona - Iruñeko Abokatuen Elkargo T. Arg. - Avenida del Ejército, 2 - Planta 10ª, 31002 Pamplona